Puertas Correderas Curvas


Algunos garajes son reducidos y no disponen de espacio para puertas correderas o batientes y no disponen de altura o dintel mínimo para instalar una puerta seccional. Las correderas “en curva” son una solución para estos casos. Además ahora pueden fabricarse en paneles de sándwich con la misma tecnología de la puerta seccional y todas sus ventajas: aislamiento térmico, ajuste perimetral y, sobre todo, mínimo espacio. Se automatizan con motores de techo en posición lateral sobre la pared de recogida de la puerta. Las puertas correderas automáticas pueden ocultarse en su posición de recogida tras una pared falsa de pladur o rasilla con un máximo aprovechamiento del espacio interior del garaje.